Hacía tiempo que no veíamos la presentación de un nuevo dispositivo móvil de tanta calidad por parte de Sony como el nuevo Xperia XZ Premium. No sólo porque el Xperia XZ Premium es el teléfono más elegante que la compañía ha hecho en años, sino que también cuenta con uno de los dispositivos de grabación en cámara lenta más poderosos del mercado. También es uno de los primeros teléfonos en usar el chipset Snapdragon 835, que admite velocidades Gigabit LTE cuando están disponibles. Además, tiene una magnífica pantalla de 5,5 pulgadas 4K preparada para HDR. Tan sólo esto, ya son buenas razones para asegurar que nos encontramos ante uno de los dispositivos móviles de gama alta de mayor calidad del mercado, eso sí, desembolsando los 749€ que costará en el mercado español.

Se trata de un teléfono de extraordinaria calidad, que se siente nada más tenerlo entre las manos. Tiene la misma silueta cuadrada ya habitual en todos los modelos Xperia, pero con los lados suavemente curvados. Tanto la parte frontal como la exterior están recubiertos de “Gorilla Glass”, haciéndolo increíblemente brillante desde todos los ángulos y algo resbaladizo. De hecho, la parte trasera están brillante que lo podemos utilizar sin problemas como un espejo.

Debido a que el XZ Premium es un teléfono relativamente grande y también debido a su resbaladizo acabado brillante, es posible que podamos sufrir alguna caída inesperada La buena noticia para aquellos que suelen tener la puntería de “dejarlo caer” sobre alguna superficie húmeda (es decir, casi todos), el XZ Premium sobrevivirá sin el menor problema gracias a su resistencia al agua.

Aunque tiene un marco sorprendentemente bonito, el verdadero punto culminante del XZ Premium es su cámara. Tiene un sensor de 19 megapíxeles que utiliza la nueva tecnología de 3 capas de Sony para capturar imágenes más rápido que antes. También graba video de 4K de forma suave y constante gracias a la estabilización digital de 5 ejes. Como ya sucedía en modelos anteriores, las imágenes capturadas son coloridas, nítidas y vibrantes. Impresiona la extremada calidad de captura de imágenes en movimiento.

Lo que realmente destaca en el XZ Premium es su capacidad de grabar vídeos de cámara lenta a una velocidad de hasta 960 fps. Eso es cuatro veces el “framerate” del iPhone 7 Plus (casi nada) que dispara 240 fps en la misma resolución de 720p. Los clips resultantes son hipnotizantes y suaves, e increíblemente claros y nítidos.

Para que la grabación en cámara lenta sea de la mejor calidad posible, debemos contemplar algunos requerimientos indispensables: Por un lado, sólo captará imágenes de buena calidad bajo condiciones óptimas de iluminación, como en exteriores y en días brillantes. La captura de vídeo en cámara lenta por la noche o en interiores oscuros da como resultado algunos efectos inesperados, como saltos de imagen.

Donde podemos disfrutar al 100% de todo el potencial de grabación en cámara lenta del XZ Premium es en acciones de alta velocidad, imposibles de capturar con otros dispositivos de similares características: un pájaro a medio vuelo, una mariposa volando, gotas de agua saliendo de una fuente, un globo de agua explotando, etc. Pero sí hay algo que tenemos que tener en cuenta con eta capacidad, si nos aficionamos demasiado con esta funcionalidad podemos consumir el espacio de almacenamiento en muy poco tiempo, ya que los vídeos a cámara lenta consumen mucho más espacio.

En general, la cámara XZ Premium cuenta con un dispositivo disparador extremadamente rápido que ofrece una excelente calidad. Su cámara frontal de 13 megapíxeles (nada mal para un cámara frontal) toma agudos y vibrantes selfies, incluso con poca luz. Las fotos parecían especialmente vivas cuando se veían en la pantalla 4K del XZ Premium. Sony utilizó la misma tecnología que en sus televisores Bravia para el panel de este teléfono, y vale realmente la pena. Todo, desde imágenes de Instagram a videos de YouTube son vibrantes y nítidos.

El XZ Premium es también el primer Smartphone que admite HDR, que aparece particularmente saturado y colorido en esta pantalla.

En cuanto a la velocidad de proceso del XZ Premium, hay que decir que gracias al potente chipset Snapdragon 835, el rendimiento global y la multitarea son excelentes, y la batería dura generalmente un día completo. Además, la recarga es sorprendentemente rápida, completando el 50% de la carga del dispositivo en unos 30 minutos.

Al igual que otros teléfonos de gama alta este año, el XZ Premium también ejecuta Nougat Android con la capa superpuesta de Sony, que en el caso que nos ocupa es bastante más ligera que en modelos anteriores. Respecto a la capacidad de conectividad LTE Gigabit, que permite los nuevos protocolos de conectividad móvil 5G, todavía tardaremos algo de tiempo en disfrutarla en el mercado de los operadores españoles.

Bajo mi punto de vista, este modelo de Sony se puede convertir en una seria competencia para los indiscutibles reyes de Samsung y Apple.